lunes, 6 de octubre de 2014

Marruecos detiene y condena a cuatro meses de cárcel a un turista británico por "actos homosexuales"










Ray Cole, de 69 años, había ido a visitar a un amigo en Marraquesh

Un tribunal marroquí ha condenado a cuatro meses de cárcel a un turista británico de 69 años acusado de cometer "actos homosexuales". Ray Cole, un publicista retirado, se desplazó a principios de septiembre a Marraquesh a visitar a un amigo marroquí, Jamal Jamwaldnass. El pasado 18 de septiembre, en una parada de autobús, unos policías le detuvieron junto a su amigo y le condujeron a comisaría.
Las autoridades no notificaron a nadie su arresto lo que hizo que sus familiares le dieran por desaparecido durante casi una semana. Posteriormente, el 2 de octubre, Cole y su amigo Jamwaldnass fueron condenados a cuatro meses de cárcel. Como prueba en su contra, se aportaron fotografías de ambos amigos juntos que fueron halladas en el móvil del turista británico. Su condena ha llevado a iniciar una campaña en su defensa en las redes sociales, donde se ha acuñado el hastag #freeraycole

Penas de hasta seis años

Adrián Cole, el hijo del condenado, ha asegurado a la web Pinknewsque el juicio ha sido "una farsa absoluta". El joven ha explicado que, cuando el personal del consulado británico intentó visitar a su padre, las autoridades de la prisión les impidieron el acceso asegurando que el hombre se negaba a verles. "Cuando hablé con él me dijo que nadie le notificó que habían venido a verle del consulado", explicó Adrián, que ha denunciado que su padre "está en un celda masificada, en condiciones terribles; tiene que dormir en el suelo".
La homosexualidad sigue siendo un delito en Marruecos, donde está penado con penas que pueden ir hasta los seis años de cárcel en virtud el artículo del código penal marroquí que castigas "actos licenciosos o contra natura con un individuo del mismo sexo".