lunes, 10 de noviembre de 2014

Se realizó el 1er Congreso Nacional de Mexicanas y Mexicanos Gays, Lesbianas y Trans









En México, cuatro de cada 10 personas evitan vivir su condición sexual por miedo a ser excluidos: López Suárez

Mundodehoy.com.- Es necesario armonizar las leyes existentes a favor de la comunidad Lésbico, Gay, Bisexual y Transexual (LGBT) en todas las entidades de la República, a fin de reconocer sus derechos, coincidieron diputados y activistas.

Durante el foro “Primer Congreso Nacional de Mexicanas y Mexicanos Gays, Lesbianas y Trans”, la presidenta de la Comisión de Igualdad de Género, diputada Martha Lucía Mícher Camarena (PRD), destacó que una de cada dos personas de esta comunidad considera que el principal problema que enfrenta en México es, según encuestas, la discriminación, seguida de la falta de aceptación, críticas y burlas.

Consideró que el foro es una oportunidad de intercambiar opiniones y homologar criterios, así como definir una agenda entre sociedad y gobierno para construir una patria democrática, sin discriminación, ni violencia, “para que no se castigue ninguna manifestación en favor de los derechos y preferencias sexuales. El pensar y ser distinto es nuestro derecho y ustedes nos dan una lección del respeto a nuestras diferencias”, agregó.
Al inaugurar el encuentro, el diputado Roberto López Suárez (PRD), integrante de la Comisión de Derechos Humanos, señaló que la homofobia en el país ha provocado que entre 1995 y 2013, por la misma condición que tiene la comunidad lésbico-gay y trans, hayan muerto 800 personas por crímenes de odio, sin contar otros asesinatos que son disfrazados.

Lamentó que en México avance cada día la discriminación, ya que cuatro de cada 10 personas evitan vivir en su condición sexual por miedo a ser excluidos. Refirió que 79 países aún tienen pena de prisión para las personas homosexuales, y en Arabia Saudita, Yemen, Mauritania, Nigeria, Somalia y Sudán, son condenadas a muerte las personas que eligen otra forma de amar y de convivir con una pareja.

También comentó que la penumbra en la que aún vive la comunidad lésbico-gay y trans es por la reproducción de un estereotipo que no corresponde a la realidad mexicana y cultural. Eso da como resultado que las personas con preferencias sexuales diversa aún tengan exclusión, marginación laboral y en ocasiones son violentados. 

El legislador resaltó que han avanzado algunas entidades como el Distrito Federal al permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo y se trabaja para que puedan tener todos los derechos sociales y el servicio a la salud, así como para que los individuos que se realizan una operación transexual tengan una identidad, ya que “llegan a ser extranjeros en su propia patria al no poder recurrir a hacer algún trámite burocrático, porque son una persona, pero sus documentos dicen que es otra”.

El diputado expresó su deseo porque este primer congreso de la comunidad lésbico-gay y trans “tenga muchos beneficios para mexicanas y mexicanos que requerimos abrir los ojos y no olvidar que la realidad nos ha alcanzado”.

Pidió que los trabajos de este encuentro, los hagan llegar a la brevedad posible y “trataremos de implementarlos como iniciativas de ley que diputadas y diputados empujemos”.

En su turno, el escritor y activista gay, Jaime Cobián Zamora, indicó que la comunidad LGBT no es privada de su libertad de expresión; sin embargo, padecen homofobia, lesbofobia, trasfobia y en algunos casos muerte por odio.

Solicitó la armonización en leyes, códigos, reglamentos y constituciones estatales, así como políticas públicas incluyentes, a fin de que se respeten sus garantías y se genere su inclusión en todos los niveles del Estado. “Apostamos a que esta armonización logre transformar la cultura hacia lo diferente, donde la sexualidad ya no sea el eje de la familia, ni tampoco la moral del Estado”, acotó.

Añadió que a pesar de que la comunidad LGBT ha estado presente en la defensa de la soberanía del país en diferentes etapas de la historia, no se le reconoce sus derechos.
El Primer Congreso de Mexicanas y Mexicanos Gays, Lesbianas y Trans es un espacio de información, diálogo, análisis y debate en torno a las políticas públicas y legislación en materia de derechos humanos, discriminación, participación en partidos políticos, equidad y perspectiva de género electoral y acceso a la salud, con el objetivo de promover el fortalecimiento de la visibilidad y reconocimiento de sus derechos.

El encuentro concluye hoy, 6 de noviembre, y fue organizado por las asociaciones civiles Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad (CODISE), Comunidad Metropolitana (COMAC), Comunidad San Aelredo, Aca en Corto Producciones, Colectivo El Closet es para la Ropa, no para las Personas y el Centro de Desarrollo e Investigación sobre Juventud y Ulisex!Mgzn.