lunes, 17 de marzo de 2014

Gibraltar vota el día 21 la unión civil para parejas gays y heterosexuales

Una manifestación a favor de los derechos de los homosexuales en Gibraltar.








La ONG Equality Rights Group lucha desde hace 14 años por sacar adelante esta ley, que abre la puerta a la adopción homoparental Espera que España reconozca estas uniones


El Parlamento de Gibraltar aprobará el 21 de marzo la unión civil para parejas homosexuales y heterosexuales. El Gobierno, formado por una coalición liberal y socialista, lleva a la Cámara el proyecto de ley que introduce el concepto de unión civil planteado en el año 2000 por la ONG Equality Rights Group (ERG), y que además de las uniones, abre la puerta a la adopción homoparental. 

Félix Alvarez, presidente y fundador de esta plataforma, explica en declaraciones a la web sobre los derechos de los homosexuales RAGAP las novedades que plantea este paso adelante en materia de derechos igualitarios. "Esperamos que va a ser aceptada y aprobada con total seguridad. No sabemos cómo para a afrontar el tema el partido en la oposición. Habrá un voto libre en ese grupo en el que algunos se abstendrán, otros de opondrán y otros van a decir que sí", asegura. El colectivo tiene previsto celebrar en el edificio del Parlamento la aprobación de esta ley en el día del debate. Una vez aprobada la ley en el Parlamento, es el gobierno gibraltareño el que dicta la fecha de entrada en vigor. Podrá acogerse a ella cualquier pareja que está presente físicamente en Gibraltar sin ningún problema respecto a su nacionalidad o su lugar de residencia, aunque deberán presentar en plazo la documentación que se les solicita desde el registro civil. "Técnicamente, porque es lo aplicable respecto al matrimonio heterosexual, se debe estar residente 14 ó 21 días o solicitar una licencia especial para poder casarse el mismo día", explica Alvarez. 

La antigua normativa especificaba que las inscripciones de parejas en el registro civil debían ser específicamente de un hombre y una mujer. Muchas parejas han acudido a la asociación para informarse sobre la unión civil a partir del 21 de marzo. La espera ha hecho que muchas parejas opten por otras soluciones. "Algunas personas perdieron la esperanza y se han ido a otros países, a Inglaterra o Escocia, donde es más fácil ir y casarse en poco tiempo, pero hay otras parejas que están esperando el momento para poder hacerlo en Gibraltar", relata el presidente de ERG. Una pareja de lesbianas podría ser la primera en casarse. "Se lo merecen, porque fueron ellas las que llevaron el caso para que las parejas del mismo sexo pudieran acceder a la vivienda pública", afirma. Los matrimonios y las uniones civiles celebradas en el extranjero serán también reconocidos en Gibraltar a partir de la ley del 21 de marzo. "Parejas ya casadas de Inglaterra y Estados Unidos se han interesado en mudarse aquí, y les he dicho que no hay ningún problema", cuenta. 

Diferente podría ser en España. "Me intriga esta situación porque tenemos por medio el problema político. España siempre se resiste a reconocer la validez de Gibraltar como jurisdicción legal. Si una pareja casada en Gibraltar se muda a vivir en España, es posible que no la reconozcan", plantea. 

Han sido más de 14 de años de batalla desde que en 2000, el colectivo que preside planteara legalizar la unión civil para homosexuales. 

"Nos hemos pasado 11 años con un partido que no quería ni hablar con nosotros. Cuando entra el nuevo Gobierno, que llevaba en su programa varias medidas a favor de la comunidad LGBT, entonces ha habido mucho diálogo y tenemos el apoyo total de ellos", narra. Entre esas medidas se incluían la equiparación con los heterosexuales de la edad legal para el consentimiento de relaciones sexual o la igualdad a la hora de acceder a la vivienda pública, ambos propósitos ya conseguidos. "El tema lo tratamos con los que están ahora el gobierno en 2003, cuando aún estaban en la oposición", finaliza.