jueves, 27 de marzo de 2014

Denuncia que su empresa la despidió por ser lesbiana










Conductora de autobús durante 10 años, denuncia además mofas e impedimentos de acceso a servicios de los trabajadores

María Dolores Martín, ha denunciado a la empresa donde trabajaba por un despido que asegura es debido a su orientación sexual como lesbiana. El despido, impugnado ante el Juzgado de lo Social de Sevilla, se verá en juicio el 24 de abril. María Dolores Martín lleva casi diez años de antigüedad en una empresa de autobuses” siendo la primera y única mujer en la empresa “Damas” hasta el 2007. Según ha denunciado se ha sentido marginada por el hecho de ser lesbiana. En esa discriminación incluye desde mofas hasta el acceso a servicios de la empresa para sus trabajadores finalizando con su despido.

Conductora de autobuses

María Dolores Martín, de 43 años de edad, trabajó de 2003 a 2013 como de esta empresa concesionaria de las líneas de autobús que unen la capital de Sevilla con municipios de alrededor, Huelva, Málaga y Extremadura. Ahora denunica, tras su despido, lo que considera marginaciones y hechos discriminatorios por su condición sexual

Petición a Fiscalía de Colegaandalus

Colegaandaluz, Federación de asociaciones de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales de Andalucía ha pedido a la Fiscalía de Género de la Junta de Andalucía una investigación a la empresa de autobuses por el posible despido por motivos homófobos de una trabajadora.

“Solo me daban uniformes de hombre”

Según mantiene María Dolores Martín y el sindicato CGT mantienen que fue despedida por “ser lesbiana” y por las denuncias que ella interpuso “por incumplimientos de la legalidad vigente” en materia de riesgos laborales de la empresa. Sus comienzos en la empresa fueron en Huelva con “jornadas de 14 y 15 horas” y un día de descanso semanal, señala. A los tres años pidió traslado a Sevilla. En 2007, presentó su primer escrito a la dirección: “Solo me daba uniformes de hombre”, afirma.

Motivo de mofa

Para “Colegas” es intolerable que la orientación sexual sea motivo aún en día de mofa y discriminación en el mundo laboral, y que pueda ser utilizada para el acoso y despido de una trabajadora”, comenta Antonio Ferre, Presidente andaluz de la entidad y pide a la Fiscalía de Género de la Junta de Andalucía que abra un expediente informativo e investigue las causas de este posible despido por presunta homofobia.