viernes, 11 de octubre de 2013

Activistas LGT + denuncian que el Sindicato de Policías "criminalice" el hombre muerto insinuando que era seropositivo









Las entidades advierten que revelar el estado serológico de una persona puede ser delito y estudian personarse en la investigación de los hechos como acusación popular.
La reacción de uno de los principales sindicatos a los Mossos, el Sindicato de Policías de Cataluña, a la muerte de un hombre de 50 años, Juan Andrés Benítez Álvarez, a raíz de una parada cardiorrespiratoria sufrida tras ser placado por varios agentes de la comisaría de Ciutat Vella la madrugada del pasado domingo en el Raval no ha hecho sino echar más leña al fuego. El SPC asegura que Benítez agredir a los mozos y que "a consecuencia de las agresiones que sufrieron los agentes durante la detención, dos agentes se encuentran actualmente en tratamiento con fármacos retrovirales, el cual deberán mantener durante un año". Una frase que ha desatado las iras de la comunidad LGT +: resulta que Benítez era un empresario muy conocido en Gayxample. Activistas como Eugeni Rodríguez han lamentado esta "criminalización" y otros han advertido que revelar el estado serológico de una persona puede ser delito. Y algunas entidades LGT + estudian personarse como acusación popular en la investigación de este deceso. Entre otros, para comprobar si tras la actuación policial se esconde una conducta seròfoba.
Una vez más, ni rastro de cualquier autocrítica: como es habitual, los principales sindicatos a los Mossos emitió el martes sendos comunicados a raíz de la muerte de Benítez que, lejos de cualquier sombra de duda "de la exquisitez de la actuación llevada a cabo por los agentes así como de la grandísima profesionalidad de los mismos ", expresan su" apoyo "por sus compañeros. En estos términos se expresaba el otro gran sindicato de Mossos, el SME-CCOO, que, en cambio, obviaba hacer mención alguna a la víctima mortal, ni para lamentar el traspaso y dar el pésame.
Este comunicado, sin embargo, se limitaba a recordar "que hay dos agentes heridos y con tratamiento, la duración será, como mínimo, de un año", mientras que el comunicado del SPC especificaba cuál era este tratamiento: uno retroviral. Es decir, un tratamiento de choque para evitar contagios frente a una exposición al VIH.
Esta declaración ha indignado varios activistas LGT +. "Estamos indignados!", Ha clamado Quim Roqueta, presidente de Gais Positivos. "Cada minuto que pasa salen nuevos datos escalofriantes sobre este caso: no sólo violencia desmedida, también homofobia y serofòbia", ha añadido, preguntándose "cómo se puede permitir que el Sindicato de Policías de Cataluña diga que 'dos ​​agentes se encuentran actualmente en tratamiento con fármacos retrovirales '? Qué insinúan? "
"Esto es punible y hay que denunciarlo"
D "ignonímia", "escandaloso e inadmisible" ha tachado el comunicado del SPC, por su parte, el director del Proyecto de los Nombres, Ferran Pujol Roca. "No conozco las circunstancias en que se produjeron los hechos, pero que el Sindicato de Policías haga público que los agentes involucrados están haciendo profilaxis con antirretrovirales implica levantar insinuaciones sobre el seroestat de esta persona o revelar directamente", ha constatado.
Y ha advertido de que el Sindicato de Policías de Cataluña puede estar incurriendo en un delito por eso, todo "rompiendo la debida confidencialidad". "Esto es punible y hay que denunciarlo", advirtió. Roqueta, en el mismo sentido, preguntado si "no es un delito hablar frívolamente del estado serológico de las personas".
Ante esto, algunas entidades LGT + están estudiando si se personan como acusación popular en la investigación de los hechos que ha abierto este miércoles el juzgado de instrucción número 20 de Barcelona, ​​que estaba de guardia cuando sucedió el traspaso. Entre otros, el objetivo de la acusación popular sería fiscalizar si entre las causas de la muerte puede haber serofòbia, si los agentes reaccionaron con desmesura en el caso eventual de que descubrieran si la víctima con la que se enfrentaban era o no seropositiva.

Segunda sospecha de homofobia entre los Mossos en tres meses y medio

Se da la circunstancia de que la muerte de este empresario del Gayxample durante una actuación policial en el Raval llega pocos meses después de que, la noche del pasado 28 de junio, Día del Liberación LGT +, las policías municipales de Barcelona y catalana protagonizaran una batida que incluyó el despliegue de agentes antidisturbios en algunos bares de ambiente de la misma zona, como el emblemático La Bata de boatiné.Entonces el FAGC reclamó explicaciones al Ayuntamiento, que admitió por boca de la concejala del distrito que la actuación podía haber sido desafortunada, y el Departamento de Interior.

Fuente:http://directa.cat/noticia/activistes-lgt-denuncien-que-sindicat-policies-%E2%80%9Ccriminalitzi%E2%80%9D-lhome-mort-al-raval-insinuant-