viernes, 26 de septiembre de 2008

Transfóbia en la cárcel de Burgos, director prisión se pasa Ley Instituciones por arco triunfo

Director Prision, Burgos


Transfóbia en la cárcel de Burgos, director prisión se pasa Ley Instituciones por arco triunfo

El Centro Penitenciario de Burgos mantiene aislada de salir al patio a una presa transexual, mientras la obliga a ducharse con el resto de los presos.
O.Q.M. es transexual y se encuentra presa en el Centro Penitenciario de Burgos. Desde su llegada allí esta sufriendo el menoscabo de su dignidad personal y constantes faltas de respeto a su condición de transexual.

Redacción Diario Digital Transexual-.
Después de enviar un fax por vía urgente al director de la prisión, el día 6 de agosto, por parte de ASAPA (Asociación de Seguimiento y Apoyo a Presas y Presos de Aragón), este da la callada como respuesta.

En este fax se le comunicaba que Kristina había estado en huelga de hambre durante una semana por este motivo, y que por favor cumpliese la circular de instituciones penitenciarias.

Pese a existir la Circular específica de Instituciones Penitenciarias al respecto de la "Integración Penitenciaria de Personas Transexuales" (Circular DGIP 7/2006) esta sigue sin aplicarse porque su director, el Señor Suárez, foto derecha, no tiene ninguna consideración y respeto a los derechos humanos de esta mujer transexual, ni a la circular de su máxima superiora; Doña Mercedes Gallizo.

Desde su internamiento en la cárcel para hombres de Burgos, Kristina (cuya identidad oficial es masculina) ha solicitado en innumerables ocasiones que le cambien el horario de duchas para salvaguardar su intimidad y no tener que usar las duchas colectivas junto con todos los presos, pues su apariencia es femenina, sin que le haya permitido por parte del centro dicho cambio.

Después de varios intentos la subdirectora de inspección penitenciaria les reconoció que esa cárcel no estaba preparada para personas internas transexuales, y que pedirían un traslado, ya que no se quería poner en practica la circular, a fecha presente de este mes de septiembre no ha sido ni trasladada a otra prisión ni se ha aplicado la circular.

Paradójicamente, se le mantiene en aislamiento en las horas de patio y el resto de las actividades. Y también usando duchas compartidas con los presos hombres
El pasado 31 de julio le fue denegado el derecho a salir al patio general con el resto de los internos.

Desde ASAPA quieren denunciar esta situación y recordar, que estar privado de libertad ya es suficiente menoscabo para la dignidad humana, siendo del todo inadmisibles situaciones de este tipo que día a día nos encontramos en las prisiones.